31 may. 2010


Manifestación histórica de mandos de la Guardia Civil contra el Gobierno
España necesita regeneracionarse, poner a disposición judicial a la cantidad de políticos que no justifican su renta y riqueza con sus ingresos ni los de su unidad familiar. España necesita un gobierno serio y que respete la ley y que todo nuestro ordenamiento jurídico esté presidido por la seguridad jurídica y por el principio de legalidad, y no por el color del partido o el personaje de turno.

El SUGC, Por los derechos Humanos, habla de impulsar la Operación Bettino Craxi 25 de Abril, y terminar con la casta política que ha arruinado el país.



El Gobierno de Zapatero no cumple con la Guardia Civil y el Instituto Armado se rebela, preparando ya una manifestación histórica de los mandos. Ya se han cansado de esperar que el Ejecutivo no remita al Congreso el proyecto de Ley de Personal del Cuerpo, que no es más que la adaptación de la Ley de la Carrera Militar, sobre todo en uno de los aspectos que más conflicto ha generado en las Fuerzas Armadas: la integración de todas las escalas en una única.
A pesar de las reuniones que la Dirección General de la Guardia Civil ha mantenido con las asociaciones representativas y de que el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, tenga «en su cajón el borrador», según señala a ABC el presidente de la Unión de Oficiales de la Guardia Civil, Francisco García, el proyecto de ley no ve la luz y no inicia su tramitación parlamentaria.
Los guardias civiles empiezan a mover ficha y ayer se reunieron en asamblea para analizar la convocatoria de una gran manifestación, que podría celebrarse en la primera quincena del mes de junio, según el escrito enviado por la Unión de Oficiales al director general de la Policía y de la Guardia Civil, al que ha tenido acceso ABC.
Con este escrito, la Unión de Oficiales quiere arrancar un pronunciamiento de la Dirección General sobre si «convocar o asistir a una manifestación en los términos descritos supone algún tipo de responsabilidad disciplinaria o está amparada en la Ley de Derechos y Deberes». Han realizado este trámite porque «de una reciente sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid parece desprenderse que cuando un guardia civil acude a una manifestación con trascendencia pública de su condición, quebranta la obligada neutralidad política y sindical».Fte. ABC.

No hay comentarios: