16 nov. 2008


La estrella de Galicia en Sudamérica, la mujer que se acomoda a cualquier puesto y aprovecha las circunstancias, una buena estratega y una mujer que sirve para un roto y para un descosido, lo importante es estar y crecer a costa de lo que sea, la justicia y la verdad no le importa lo principal es su crecimiento personal, mujer del partido y del sentido común, mujer adinerada, con poder y se sube al tren que más le interesa enhorabuena, llegarás muy lejos, llegarás a donde quieras eres inmejorable, no tienes igual.


MARÍA XOSÉ PORTEIRO «Es arrogante decir que nuestros emigrantes son manipulables»


Al cumplir un año como «embajadora» de Galicia, asegura que la diáspora reclama que se conozcan mejor sus circunstancias.


Carlos Punzón
Emigrante por designios políticos, María Xosé Porteiro acaba de cumplir su primer año como delegada de la Xunta en Argentina, donde fue presentada por Emilio Pérez Touriño como la embajadora de Galicia. Desde ese papel reclama más respeto y mayor compresión hacia la emigración, además de reconocer que el trabajo de la primera delegación exterior de la Xunta no ha hecho más que empezar.
-En lo que va de año el censo de emigrantes en Argentina ha crecido en 600 más que en el 2007. Aunque no supone un aumento extraordinario, sí refleja la tendencia de crecimiento de la emigración gallega en todo el mundo ¿Percibe esa mayor demanda por lograr la nacionalidad española?
-Se trata de personas que emigraron hace muchos años pero no se habían dado de alta en el censo de residentes ausentes. Al hacerlo pueden votar y solicitar prestaciones sociales que la ley reconoce, exclusivamente, a los emigrantes censados. Por lo tanto no es del todo correcto hablar de aumento de la emigración, sino de una actualización de personas que ya estaban aquí. Una vez aclarado lo anterior, creo que la apertura de la posibilidad de obtener la nacionalidad española sí ha generado una gran expectativa entre los descendientes de emigrantes, pero quiero dejar claro que quienes se están dando de alta en el censo ya tenían la nacionalidad.
-¿Esa expectativa refleja un sentimiento de españolidad no expresado antes o responde a la búsqueda de mejores condiciones sociales de emigrantes y sus descendientes?
-Creo que la presencia de España en esta parte del mundo ha crecido mucho, en parte debido a la democratización de las comunicaciones y a la información que proviene de ahí. Todo esto supone que el vínculo de pertenencia se refuerza y genera nuevas expectativas al conocerse programas y ayudas que pueden ser de interés para quienes, siendo españoles, viven fuera, y porque permite reconocerse legalmente como ciudadanos de un país del que se sienten parte, legítima, cultural y emocionalmente.
-¿Hay en todo caso una explicación para que aumente en más del doble el crecimiento de censados en Cuba, lo haga en Argentina y sin embargo caiga en otros países sudamericanos o en toda Europa?
-Del millón y medio de españoles en el exterior, la mayoría están en América del Sur y especialmente en Argentina, por eso saltan siempre cifras muy elevadas. En Cuba creo que se dan otras razones que tienen que ver con la situación del colectivo en el país. En la actualidad el movimiento de personas se debe más a circunstancias temporales vinculadas a la expansión empresarial, actividades oficiales, cooperación, estudios, y, en menor medida, de expectativas de empleo en el lugar de destino. Es una consecuencia más de la globalización.
-La delegación de la Xunta en Buenos Aires acaba de cumplir un año. ¿Cuál es la principal preocupación que le trasladó la emigración gallega en este tiempo?
-Demandan un mejor conocimiento allá de lo que somos aquí, y, en consecuencia, respeto y comprensión. Hay un exceso de paternalismo y eurocentrismo en la visión que se da de los emigrantes gallegos y es arrogante decir que nuestros emigrantes son fácilmente manipulables políticamente o que solo les interesa ser reconocidos como gallegos porque buscan beneficios; es, como mínimo, agraviante y denota una actitud arrogante y desconocedora de la realidad.

Luis Roldan un culpable de baja estola, ¿dónde los máximos responsables?


Luis Roldán no es culpable de todo, el Gobierno que lo nombró tenía conocimiento de lo que pasaba, nosotros se lo hicimos llegar a Presidencia del Gobierno y al Ministro Barrionuevo; la prensa colabora indecentemente restringiendo el derecho prescrito en el artº 25 de la CE, del derecho a reinserción y rehabilitación.


Luis Roldán no es el culpable de todo, y no es el que más ha robado, lo que ocurre es que vivimos en un circo, en el circo romano en el que proponen dejar en libertad a Jesús o a Barrabás y el pueblo dócilmente domesticado por los medios de comunicación y por sus inhabilitados y arribistas profesionales –si se les puede llamar así a unos manipuladores—sólo pretenden desviar la atención que puede ir dirigida a averiguar lo que ha pasado y pasa.
¿Porqué ahora? Porque ahora y desde hace algunos años estamos utilizando el principio de autorreconstrucción, y el equipo de Felipe González Márquez lo sabe, mirar hacia atrás para reflexionar y para adelante para mejorar, el Señor “X”, bien sabe que nosotros siempre hemos dicho la verdad, y que además no somos sospechosos de proteger a Roldán, al que durante años denunciamos y en vez de investigar nos perseguían y nos ingresaban en las prisiones y centros disciplinarios, por lo tanto no somos sospechosos de defender a Roldán , pero si de defender la claridad y la verdad, y estamos en lo cierto, ROLDAN FUE EL QUE MENOS ROBO Y EL QUE MAS PAGO, la historia lo demuestra.
¿Cuál es la preocupación ahora?,
es a todas luces palmaria, el que Roldán haya cometido el error de darme documentos que van a llevar a la cúpula del PSOE que encabezaba FELIPE GONZALEZ , el Rey Sol, a los Tribunales y a levantar y dar a conocer actos gravísimos y documentados cometidos contra toda la ciudadanía –han sido hijos de Hitler—que siempre han creido prescritos y que a todas luces no lo están.
Roldán, es culpable y ha cumplido más que todos, pero mayor culpabilidad tienen sus jefes, los cuales ni siquiera han cumplido un solo día, es de imbéciles pensar que mayor responsabilidad tienen los de abajo que los de arriba, de todos modos en esta partida aún no se han terminado los movimientos en el tablero, y estoy seguro de que tarde o temprano se descubrirá la verdad de los años oscuros del célebre Felipe González que encarnó los años de mayor corrupción de la historia de España.
Ahora, se intenta parar lo que saben no tiene estación de llegada, ahora intentan torpemente desacreditar a los que antaño acreditaban, ahora toca poner el parche en la herida puesto que conocen nuestra firme decisión de exigirles responsabilidades, y hagan lo que hagan no van a conseguir parar y hacer realidad nuestro lema “TENEMOS LA FUERZA DE LA RAZÓN Y NO LA RAZÓN DE LA FUERZA”, ellos como buenos nacionalsocialistas hijos de su maestro Hitler creen que el pueblo es totalmente imbécil, aunque algo de razón tienen, no la tienen toda, y no lograrán parar lo que han iniciado hace años, desde el poder y con corrupción.

Luis Roldán asegura que no tiene el dinero que robó: "Pregunten a Paesa"
(PD).- El ex director de la Guardia Civil asegura en televisión que el ex presidente del Gobierno Felipe González estaba al tanto de los cobros ilegales que él y su cuadrilla se embolsaban.
"Roldán, su versión". Bajo este título, toda una declaración de intenciones a la postre frustrada, ha reaparecido -previo pago de Telecinco- el ex director de la Guardia Civil Luis Roldán, condenado en 1998 por la Audiencia de Madrid a 28 años de cárcel por malversación de fondos públicos, cohecho, fraude fiscal y estafa (condena ampliada a 31 años por el Tribunal Supremo un año después).
Como subraya Luis Repiso en Público, la expectación despertada por lo que pudiera decir Roldán 15 años después era mucha, pero la posibilidad de que al fin cumpliera su amenaza de "tirar de la manta" no se ha cumplido ni de lejos. Roldán se ha mostrado como un alto cargo que se limitó a poner el cazo como todos, se ha presentado ante las cámaras como una persona arrepentida, dispuesta a pedir disculpas a España y a la Guardia Civil y, sobre todo, sin un euro de más.
"Habría que preguntar a Paesa, él tiene los 1.800 millones", se ha empecinado en argumentar Roldán en alusión a Francisco Paesa, el ex agente del Ministerio del Interior que le entregó a las Fuerzas de Seguridad en 1995. La periodista María Teresa Campos no logrado sacar a Roldán de ahí.Acusaciones
Los altos cargos de Interior de la época, así como el propio ex presidente del Gobierno, Felipe González, estaban al tato de los cobros procedentes de los fondos reservados.
Esta es la confesión más comprometedora que ha hecho Roldán en un programa que ha durado cerca de tres horas. "Llegué a la Consejería de Interior de Navarra en el 1983 y el primer talón lo cogí en 1985. En marzo de 1986 recibí un talón de 7 millones de pesetas anuales hasta que cesé a finales de 1986. También había altos cargos que cobraban este dinero", ha reconocido Roldán, quien ha apuntado directamente al por entonces ministro del Interior, José Luis Corcuera.
"Los fondos reservados no los daba quien los podía dar [...], Corcuera nos aseguró que el presidente del Gobierno estaba al tanto", ha asegurado Roldán.
Tras permanecer 305 días huído, y 300 millones de pesetas después —las que, según Roldán, pagó el Gobierno a Paesa para que el ex director de la Guardia Civil fuera entregado— se ofreció la versión oficial de que el prófugo había sido detenido en Laos.
"No huí"
"Se inventaron que yo había huido pero no huí. Llevaba mi pasaporte. Me fui cuatro días porque me vieron muy afectado psíquicamente", ha afirmado Roldán, cuya huida le costó el cargo al por entonces ministro del Interior, Antonio Asunción.
Pero Roldán estaba mucho más cerca: en París.
El ex director de la Guardia Civil, siempre según su versión, se enteró de la orden de búsqueda y captura ordenada contra él a través de la televisión en la capital francesa. “Llamé al ministro del Interior y le pregunté qué estaba pasando. Me contestó que me entregara y que lograría la libertad sin fianza”, ha explicado Roldán, quien ha reconocido que fue al colgar el teléfono cuando empezaron a entrarle las dudas sobre las palabras de Antonio Asunción.
“Estuve cuatro meses sin salir a la calle”, aseguró Roldán