16 sept. 2012





Soplos de aire fresco como este nos vienen bien en un país que cada día castiga más a los que menos tienen…. y es que la brecha digital depende habitualmente de otros tipos de brecha, nada nuevos ni fáciles de solucionar en un sistema basado en la desigualdad.
Pues bien… parece que surgen argumentos a favor de las tic como lugares mejores, Zonas de desarrollo próximo ampliadas o simplemente lugares de encuentro, de oportunidades más equilibradas para todos/as.
Se trata de un estudio reciente de la Universidad de Alabama que comparaba el uso de las redes sociales por parte de colectivos tan dispares como universitarios y jóvenes “sin hogar”, en ambos casos en torno a los 19 años de edad y las conclusiones son sorprendentes: en el 75% de ambos grupos se reportaba el uso de al menos una red social, (Facebook o twitter) durante una media de una hora diaria.
No se trata de una muestra demasiado amplia (237 estudiantes de psicología vs. 65 “homeless”) y más estudiantes eran usuarios regulares (90 vs. el 75%), pero incluso así parece sorprendente observar lo similar de los patrones de uso entre ambos grupos. ¿Está disminuyendo la brecha digital vinculada a las brechas sociales tradicionales? ¿Existen realmente más oportunidades para las clases más desfavorecidas que nunca antes en el terreno de lo digital?
La edad sigue siendo, parece, la gran generadora de brecha digital, con otros estudios indicando que el primer trimestre de 2012 la participación en internet sigue siendo joven, con un 90% de gente de hasta 45-55 años participando pero solamente el 27.4 por cien de menores de 75 años que alguna vez han estado online.

En fin… si os apetece profundizar un poco más en lo que puede significar que las capas más desfavorecidas puedan participar, os recomiendo este artículo: TEP para los jóvenes y con los jóvenes. El Caparazón