27 sept. 2012


Un Guardia Civil del lado de los manifestantes


El Guardia Civil que acudió como manifestante al 25 S.
Sin miedo. Era la máxima de este sevillano de 26 años que ha llegado hoy a Madrid para protestar por lo que considera un atropello a la Constitución. Ha venido en un autobús junto a otros compañeros, al igual que miles de personas de diferentes partes de España para ‘Ocupar el Congreso’. ¿Qué tiene de especial? Es Guardia Civil.

“Nosotros también estamos siendo maltratados”, aduce. Aunque no ha querido decir su nombre (se ha identificado como Cabo San Juan de la Unidad 148 de Tráfico de Sevilla) este miembro de las Fuerzas de Seguridad del Estado no tiene reparo en decir lo que piensa. “Es nuestro deber moral estar aquí, es lo que un día juramos defender”, asegura.
Un total de 50 agentes de Sevilla, entre Guardias Civiles, Policía local, Bomberos e incluso gente de la Unidad Militar de Emergencia han fletado un autobús para llegar a la capital. Salieron a las cuatro de la mañana y tenían la llegada prevista para las nueve y media, pero les han tenido parados dos horas. Y no han sido los únicos. Los ocupantes de un autobús procedente de Granada han anunciado queemprenderán acciones legales contra la Policía Nacional tras ser retenidos una hora en Getafe. ¿La explicación? “Perder el tiempo, desmotivar a la gente e infundir miedo”, alega el joven.
Casado y con dos hijas, este agente se muestra “avergonzado” de las cargas policialesacometidas en otras concentraciones -concretamente, en Plaza de Cataluña en mayo del pasado año-, y cree que en ciertas circunstancias deberían contenerse más, “aunque es cierto que viven al límite y que en todos los trabajos hay ovejas negras”. De este modo, hace un llamamiento ciudadano a la tranquilidad y a cumplir con la legalidad de la protesta: la Delegación del Gobierno de Madrid permite leer la proclama ciudadana hasta las 21.30 horas. Después de ese plazo marcado por el organismo de Cifuentes, puede que llegue el momento más difícil del día.
“Un día pusimos la mano sobre la Constitución y juramos defender a los ciudadanos, no a los delincuentes que están en el Congreso. Y no se les puede calificar de otra manera después de las palabras que dijo ayer Cospedal”, arguye en relación a la comparación que hizo la presidenta de Castilla La Mancha entre el 25-S y el 23-F.
En el cuerpo desde los 18 años, e hijo de Guardia Civil, este agente se ha acercado a primera hora de la mañana a hablar con sus compañeros que cubrían la protesta. “Simplemente les he dicho que hagan su trabajo como saben hacerlo. Que no saquen las porras ni levanten sus escudos”.
Más: